“Chest Pump Guy”

Aunque él mismo se autodenomina “Chest Pump Guy” por golpearse el pecho cuando se le acercan las cámaras, Carl Lenhart es también conocido por otros muchos apodos: “Santa Claus Guy”,”Suit Coat Santa” o “The Professor“.

Nacido -como un servidor- un 15 de noviembre de hace muchos, muchos años, es abonado al Garden desde 2005, donde suele acudir con la cami de Paul Pierce bajo una americana de pana color mostaza que adquirió en los años 70.

Sabemos que nuestro hombre mamó baloncesto desde pequeño simplemente por una cosa: procede del estado de Indiana.

“Probablemente tenía 8 o 10 años cuando veía por televisión a Bob Cousy, el número 14, con aquellas zapatillas de tenis chirriantes en el parqué. Ese tipo es mi héroe”,  explicaba en 2015 a Jessica Cameratto para Basketball Insiders. 

Pero el destino le condujo hasta Los Ángeles, coincidiendo precisamente con la mudanza de unos Lakers que dejaban atrás su natal Minneapolis. Quizá por compartir ese sentimiento de ser nuevos en la ciudad, Carl les apoyó, aunque siguiera siendo fan de los Celtics.

En California conoció a Margo cuando ambos estudiaban en Fullerton, la Universidad del estado de California y, poco a poco, lo que empezó como una simple amistad se convirtió en romance. Al poco se casaron. Han pasado más de 50 años de aquello y, precisamente este verano, ambos han vuelto por allí para recordar viejos tiempos.

En los 80 Carl volvió a Indiana y con Larry Bird en plena ebullición, su amor por los Celtics creció y creció hasta que Margo, alemana,  atraída por los aires europeos de Boston, convenció a Carl para que se mudaran. Fue entonces cuando se juntaron definitivamente los astros.

Ligados ambos al mundo de la educación, mientras ella consiguió un trabajo en la Universidad de Tufts, donde hasta hace poco trabajaba en la recaudación de fondos, Carl enseñaba griego y latín en el Barnstable High School. De ahí el último de sus nicks, “The Professor“.

Pero eso se acabó.

Ahora Carl disfruta de un merecido retiro y Ms. Miklosky y Ms. Ye le han tomado el testigo con las clases de griego y latín.

Pero Carl no se abonó desde al Garden nada más llegar a Boston. Eso sí, una vez vio aquello, no pudo más que volver una y otra vez.

“Finalmente fui a un partido de los Celtics y algo sucedió” explicaba a Cameratto en su artículo para  Basketball Insiders. “Comencé a ver cosas, a escuchar cosas, a sentir que era de nuevo un niño. Me vuelvo más joven a medida que voy a los partidos y me vuelvo loco”

Cuenta Cameratto que la primera vez que “Chest Pump Guy” pensó por primera vez en el Jumbotrón fue durante la temporada del último anillo (2007/08). Mientras observaba a los demás por pantalla, comenzó a preguntarse qué haría él si alguna vez estuviera frente a la cámara. No quería bailar, quería hacer algo especial y encontró la inspiración en los mamporrazos de pecho que KG se dedicaba antes de cada partido a sí mismo y a la parroquia verde.

“Para mí, eso significaba todo corazón. Pasión. No siempre puedes expresar algo así, pero todo acaba por ver la luz. A veces siento que el Garden es una catedral. Los rituales de KG, sus pequeñas maniobras, todo como algo sagrado… Así que me dije, ‘si alguna vez sales ahí, imitarás a KG’. Eso es lo que hice y todo el mundo se volvió loco”.

‘Si alguna vez sales ahí, imitarás a KG’. Eso es lo que hice y todo el mundo se volvió loco”.

El resto ya es historia. Lenhart es parte del Garden. Acude a todos los partidos con Margot quien, a menudo, lo empuja para hacerle saber que está frente a la cámara mientras trata de apartarse para no salir en el plano de Carl.

Hace un lustro, en 2013, coincidiendo con la visita de los Blazers, los Celtics tuvieron el detalle de felicitarle por su cumpleaños a través del jumbotron. Desde entonces nuestro hombre come en la mesa de los clásicos del Garden

Carl es hoy una celebridad que hasta ha dado charlas sobre lo que es, un “Boston Celtics Fan Legend”, como en marzo de 2015, en las #STConference15, donde coincidió con Austin Ainge, Brad Stevens o Kevin Eastman, VP de los Clippers. Curiosamente, para esa charla, acudió con la cami de Kevin Garnett bajo su americana de pana. Toda una rareza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s